Gasto Hormiga

Siempre tendemos a pensar que son los grandes gastos lo que nos desajustan nuestro presupuesto mensual, pero es el gasto hormiga lo que va minando nuestro dinero con el paso de los días y al final crea un agujero enorme en nuestras finanzas personales.

¿Qué son Gastos Hormiga?

Los gastos hormiga son esos gastos pequeños que, por decirlo de alguna forma, no son necesarios pero que hacemos de forma reiterada y de una manera casi inconsciente y que realmente no conocemos cual es su impacto en nuestro presupuesto.

gasto-hormiga

Entiéndelo como esas pequeñas sumas de dinero que gastas, como por ejemplo en tu botella de refresco de cola (lo expreso de esta forma porque me da igual si es una coca-cola o pepsi jejeje) cada día en tu descanso del trabajo, o también piensas en cuantas veces has ido a tiendas que te ofrecen el rascador de cuero cabelludo T5000 a 2€ y que lo tienes cogiendo polvo en casa sin haberlo usado nunca.

Ejemplo de Gasto Hormiga:

Te lo voy a explicar más claro con un ejemplo de gastos hormiga, para que lo veas de una forma más gráfica, así comprobarás la cantidad de dinero que se puede gastar en un año en algo que pare no suponer un gasto elevado:

Supongamos que tu gran amigo Guillermo cobra un sueldo de 1000€ al mes, y tiene siempre la costumbre de comer todos los días en la sala de descanso de su trabajo. Todos los días para beber compra en la máquina dispensadora una lata de cola de 300ml que les cuesta 1,50€/lata, que a simple vista es una cantidad pequeña ¿verdad?.

Realizamos ahora un cálculo bastante sencillo de cuanto gasta con el paso de los días, semanas, meses y años:

1,50€/día x 5 días = 7,50€/semana x 4 semanas = 30€/mes x 12 meses =

Como puedes ver ese gasto que diariamente es ínfimo se transforma en unas gasto realmente importante, piensa que con ese dinero nuestro amigo Guillermo podría haberlo utilizado para comer un mes entero o incluso más, tambien podría haberlo utilizado para amortizar parte de una deuda que tuviera, o pasar un fin de semana en un hotel con piscina. Es aquí como se puede comprobar que ese gasto que pensamos que no valía nada, al final del año es una cantidad significativa.

¿Cómo evitar los Gastos Hormiga?

Con esto no quiero decir que no tengas que realizar alguna compra como la del ejemplo, pero quiero que pienses si lo que compras primero es una necesidad o bien es un deseo, y si eres capaz de diferenciarlo y corregirlo, créeme que estás empezando a comprender como puedes empezar a ahorrar.